Amoxicilina para gatos: para qué exactamente vale y dosis

Amoxicilina para gatos: para qué sirve y dosis

Una duda usual que habitúan a tener las personas sobre su mascota es si se le puede regentar algún género de antibiótico o bien otros fármacos usados por los humanos, con la intención de asistirlo a progresar cuando enferma. Los felinos predisponen a contraer enfermedades bacterianas y esta posibilidad aumenta si el animal estaba hace poco en situación de abandono en la calle, ya que se podría contagiar por cualquier otro gato o factor ambiental.

Cualquier enfermedad de característica bacteriana he de ser tratada con fármacos, como la amoxicilina, pero esto no quiere decir que le puedas regentar algún antibiótico por tu cuenta, ya que podrías generarle un mal mayor. Así que, si te preguntabas si se le puede dar amoxicilina a un gato o no, sigue leyendo pues, ahora, te lo contamos todo sobre este antibiótico para que puedas acudir lo mejor posible a tu amigo felino.

¿Se le puede dar amoxicilina a un gato? – la contestación

La contestación a tu duda es que sí puedes dar amoxicilina a tu gato bajo prescripción del veterinario, puesse absorbe más veloz y de manera fácil que otros antibióticos y, además de esto, los felinos habitúan a permitirlo bien. Así, nunca intentes administrárselo por tu cuenta, ya que será el veterinario el que te la recetará dependiendo del peso del gato y la gravedad de la infección. Si se le administra una dosis mayor podría generar daños en el organismo del animal generalmente, especialmente en el sistema digestible y en órganos que se hacen cargo de adecentar el organismo, como los riñones y el hígado. Si vas a emplear este fármaco, ten presente que la amoxicilina existe en pastillas y en suspensión líquida.

Seguro que si tenías esta duda además te vas a preguntar generalmente, “¿puedo dar antibiótico a mi gato?” La contestación es similar a la precedente, ya que la amoxicilina es un antibiótico. Es muy esencial no dar antibióticos tú al gato bajo ningún término, ya que, generalmente, los antibióticos usados para estos son los mismos que los indicados para los humanos y, debido a las enormes diferencias entre el metabolismo y fisiología humana y la del animal como su peso, puedes generarle daños graves, por eso es tan esencial visitar siempre y en toda circunstancia al veterinario para que te recete un antibiótico amoldado a la dosis y el metabolismo de tu felino. Sigue siempre y en toda circunstancia sus pautas tanto en el género de antibiótico, como en la dosis, la frecuencia de las tomas y el tiempo de duración del tratamiento antibiótico.

En este otro artículo de Sabioz te explicamos Cómo dar un fármaco a un gato.

Amoxicilina para gatos: para qué sirve y dosis - ¿Se le puede dar amoxicilina a un gato? - la respuesta

Amoxicilina para gatos: para qué exactamente vale

Si te preguntabas para qué exactamente vale la amoxicilina para gatos presta atención: es un fármaco antibacteriano, con lo que sirve para combatir infecciones bacterianas.

De hecho, la amoxicilina es un fármaco antibacteriano bien conocido, ya que, además de esto de usarla las personas, los veterinarios la recetan frecuentemente a los pacientes felinos, y de otras especies, que han contraído alguna infección bacteriana debido a que es eficaz y seguro, con lo que tiene mucho éxito en el momento de hacer desaparecer dicha infección.

Este antibiótico es parte del conjunto de las aminopenicilinas, que a veces además son llamadas ampicilinas o penicilinas.

El objetivo de la amoxicilina es matar las bacterias que son sensibles a ella, las que son responsables de la infección del gato. Elimina una cantidad notable tanto de bacterias que precisan oxígeno para vivir y reproducirse como las que no lo precisan, pero no es eficaz contra cualquier género de bacteria.

La amoxicilina para gatos se usa frente a una gran pluralidad de infecciones urinarias, respiratorias y del oído o bien otitis, como además para enfermedades de la piel (dermatitis miliar felina y pioderma).

Dosis de amoxicilina para gatos – indicaciones generales

Generalmente, la dosis de amoxicilina para gatos recomendada por los veterinarios es de 10 mg de amoxicilina por 1 kg de peso 2 veces al día si se administra vía oral. Esto, generalmente, es 1 comprimido o pastilla por cada 5 kg de peso del animal cada 12 horas. Siguiendo estas indicaciones, podemos colegir que las dosis recomendadas, generalmente, por cada toma, esto es un par de veces al día o cada 12 horas, son:

  • Desde 1 kg hasta 2.5 kg: 1/2 comprimido.
  • Desde 2,6 kg hasta 5 kg: 1 comprimido.
  • Desde 5,1 kg hasta 7,5 kg: 1 comprimido y 1/5.
  • Desde 7,6 kg hasta 10 kg: 2 comprimidos.

No obstante, en todos y cada felino puede cambiar por diferentes motivos, como otros factores del estado de salud, la edad, etc.. Por ello, es esencial que lo prescriba un veterinario y te indique la dosis precisa para tu gato en todos y cada situación.

Efectos secundarios de la amoxicilina en gatos

Aunque la mayoría de gatos no sufren ningún efecto secundario y si suceden no habitúan a ser graves. No obstante, hay que tenerlo en consideración y acudir al veterinario ante cualquiera de estos efectos desfavorables de la amoxicilina en gatos:

  • Hipersensibilidades. Se han dado casos donde han ocurrido reacciones alérgicas a la amoxicilina, con lo que si parece que el gato tiene alergias, no se le administrará dicho antibiótico. Ante una alergia como esta resulta necesario acudir al veterinario en el momento se advierta.
  • Pueden aparecer inconvenientes gastrointestinales que derivan en vómitos y diarreas, con lo que si esto sucede lo mejor será que le administres la amoxicilina con comida, lo que puede reducir estos síntomas.
  • Muy poco usual, se han visto casos de neurotoxicidad, lo que sucede con dosis muy elevadas o la toma de amoxicilina a largo plazo.
  • Aunque este antibiótico no es tóxico para el hígado, se ha visto un nivel alto de enzimas hepáticas más tarde al empleo de la amoxicilina.
  • Dificultad para respirar y incremento del ritmo cardiaco (poquísimo usual).

Ahora que eres gran conocedor de este antibiótico, recuerda acudir siempre y en toda circunstancia al veterinario si notas algún síntoma de que tu gato pudiera estar enfermo y recuerda no administrarle fármacos por tu cuenta.

Amoxicilina para gatos: para qué sirve y dosis - Efectos secundarios de la amoxicilina en gatos

Si quieres leer más artículos similares a Amoxicilina para gatos: para qué exactamente vale y dosis, te invitamos a que entres en nuestra categoría de Mascotas.

Deja un comentario