Saltar al contenido

Cómo evitar los pensamientos obsesivos

12 mayo, 2022
Cómo evitar los pensamientos obsesivos

¿Tienes pensamientos que te torturan y no te dejan concentrarte en nada? Si es el caso, nos referimos a pensamientos obsesivos y recurrentes que habitúan a estar relacionados con miedos, preocupaciones o situaciones violentas. La ansiedad acostumbra a ser la causa de este género de reflexiones y es esencial aprender a supervisarla para proseguirse adelante y evitar que tu mente te impida ser feliz y disfrutar de la vida. En este artículo de unComo, te mostramos determinados consejos que pueden asistirte a evitar los pensamientos obsesivos y conseguir que estos no te atormenten cada día.

Pasos a proseguirse:

Para comenzar, has de saber que los pensamientos obsesivos son normales hasta determinado punto. Las personas que sufren TOC (trastorno obsesivo apremiante) o tienen serios inconvenientes de ansiedad habitúan a tener este género de pensamientos, aunque además es verdad que hay quienes desarrollan estas ideas cuando son presas del agobio. Cuando una persona tiene este género de pensamientos siente que su vida se le escapa y le impide ser funcional. Si das relevancia a cada uno de ellos de los pensamientos negativos que rondan tu cabeza, estarás perdiendo el control de tu existencia. Hay que aprender a saber reaccionar frente a la vicisitud y además impedir que todo esto se transforme en una obsesión.

Cómo evitar los pensamientos obsesivos - Paso 1

Si estos pensamientos te provocan mucho agobio, es realmente posible que se transformen en obsesiones que afecten al devenir de tu vida. Este género de pensamientos son muy negativos y te harán sentir muy mal. Hay todo género de reflexiones de este estilo: miedos sobre enfermedades, necesidad estricta de organización, busca de la perfección, miedos vinculados con aspectos fáciles, como por ejemplo dejarte la puerta abierta, pensamientos relacionados con caídas, ataques sexuales, o ideas sobre la muerte. Todos ellos son miedos fruto de la ansiedad, que pueden concluir por generar un alto grado de agobio.

Si quieres distanciar los pensamientos obsesivos de tu mente, sigue determinados de los consejos que vamos a darte en las próximas líneas. Debes deshacerte de ellos cuanto antes para tener una vida funcional. Lo primero que debes hacer es procurar no retenerlos, y es que está más que demostrado que cuando se intenta no pensar en algo, se vuelve más intenso, lo como ocurre pues el cerebro se centra en recordar lo que no debe pensar. Esta idea es básica para conseguir quitar los pensamientos recurrentes que te invaden, conque no lo olvides si quieres ponerte de verdad para batallar contra las obsesiones.

En segundo lugar, no debes abochornarte. Acepta tus pensamientos como una consecuencia de tu ansiedad y deja de culparte al respecto. La aceptación es un paso esencial para inspeccionar esas obsesiones que conminan con poner tu vida patas hacia arriba. Asume que son fruto de un estado de nerviosismo o ansiedad y cuando esta reduzca, ellos además desaparecerán. No tengas miedo de tus reacciones, son solo pensamientos, y no confundas sentirte desequilibrado y preocupado con una enfermedad. Date tiempo y verás como todo vuelve a su cauce.

Cómo evitar los pensamientos obsesivos - Paso 4

Cuando tengas esos pensamientos negativos y persistentes, coge una libreta y toma nota. Una buena forma de deshacerse de las obsesiones es ponerlas por escrito como diario personal. Una vez lo haces, tu mente dejará de lado esas ideas pues se han quedado plasmadas en otro lugar. También es una forma de reconocer y aceptar que hay algo que altera tu planeta. Debes aceptar tus pensamientos y dejar que abandonen tu ser. Hay que aprender a superar la ansiedad y librarse de todas estas emociones negativas. Si aprendes a dejar marchar esos pensamientos, podrás vencer la situación y, poquito a poco, esos pensamientos te harán menos daño.

En casos más graves, posiblemente tengas recurrir a la terapia cognitiva conductual para trabajar los miedos, las creencias equivocadas y la ansiedad que acostumbra a ser el origen de esos pensamientos obsesivos. Está demostrado que esta terapia es muy eficaz en casos de TOC y en determinados trastornos de ansiedad.

Otra de las mejores formas de combatir los pensamientos obsesivos es sostener el cuerpo y la mente activa. Haz ejercicio o, por ejemplo, dedica tiempo a una actividad que te apasione y ocupe tu mente. Cuando practicas deporte, tu cerebro genera endorfinas que reducen el agobio, la ansiedad y provocan una sensación enorme de bienestar. Para evitar los pensamientos negativos puedes además utilizar técnicas de relajación, como practicar yoga, meditación, tai chi…, fuere como fuere la actividad te ayudará a combatir la ansiedad y tras ella, desaparecerán todas esas reflexiones que te torturan. En el siguiente artículo puedes ver más consejos para aprender a relajarte.

Cómo evitar los pensamientos obsesivos - Paso 6

Este artículo es meramente informativo, en Sabioz no tenemos capacitad para recetar ningún tratamiento médico ni realizar ningún género de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier género de condición o malestar.

Si quieres leer más artículos similares a Cómo evitar los pensamientos obsesivos, te invitamos a que entres en nuestra categoría de Salud mental.

Productos relacionados