Cómo hacer que mi cachorro no muerda todo

Los cachorros muerden. Este es un comportamiento normal y un paso esencial en su desarrollo cognitivo, en tanto que mediante la mordida experimentan y además estudian el planeta a su​ ​alrededor. De hecho, un cachorro aprende la primera lección sobre de qué forma inspeccionar la fuerza de su mandíbula con su madre​ ​y​ ​compañeros​ ​de​ ​camada.

Durante el juego, en el momento en que un cachorro muerde a otro demasiado fuerte, el chillido de la víctima y la coherente sorpresa del mordedor detienen la acción momentáneamente. Sin embargo, prontísimo, los dos vuelven al juego. A través de este género de interacción, los cachorros aprenden a inspeccionar la intensidad de sus mordidas para no causar daño no intencionado y poder continuar con​ ​el​ ​juego​ ​sin​ ​interrupción. A continuación, en el presente artículo de Sabioz te enseñamos de qué forma hacer que tu cachorro no muerda todo.

Qué hacer para que mi cánido no lo muerda todo

Pese al aprendizaje que recibe con la madre y el resto de la camada, posiblemente el cachorro no deje de morder o que incluso lo muerda todo. Es por esta razón que resulta necesario entrenarlo en la sensibilidad de la piel humana para que aprenda a medir la fuerza de su boca al interactuar con personas. Si los cachorros pueden aprender a ser afables​ ​el​ ​uno​ ​con​ ​el​ ​otro,​ ​además​ ​pueden​ ​aprender​ ​la​ ​misma​ ​lección​ ​de​ ​las​ ​personas.

Según los expertos en ​entrenamiento canino, la inhibición de la mordida (la capacidad de un cánido para inspeccionar la fuerza de su boca) es una lección fácil que puede enseñarse en casa desde una edad temprana y que, además de esto de evitar mordidas a lo largo del juego, evitará además que en una posible situación de miedo o dolor el cánido muerda fuertemente. Seguidamente, os vamos a mostrar​ ​5​ ​pasos​ ​que​ ​pueden​ ​ponerse​ ​en​ ​práctica​ ​para​ ​enseñarle​ ​a​ ​un​ ​cachorro​ ​a​ ​no​ ​morder.

Cómo hacer que mi cachorro no muerda todo - Qué hacer para que mi perro no lo muerda todo

Sociabilización

Jugar y además interactuar con otros perros ya entrenados en este tema es de las mejores formas para que un cachorro aprenda las reglas tratándose de utilizar los dientes al interactuar con otras personas o animales, en tanto que, si muerde con demasiada fuerza o con demasiada frecuencia, probablemente pierda un compañero de juegos, o peor, que le vuelvan la espalda​ ​con​ ​indignación.

Por lo tanto, es recomendable que le enseñes a socializar con otros perros y personas cuanto antes. Así podréis salir sosegados a la calle tú y el resto de personas.

Usar las manos

Alimentar​ ​al​ ​cachorro​ ​con​ ​las​ ​manos​ ​le​ ​deja​ ​al​ ​mismo​ ​aprender​ ​a​ ​medir​ ​la​ ​fuerza​ ​de​ ​su​ ​boca. Si el cachorro muerde demasiado fuerte, es recomendable relajar la mano y pronunciar un sonido que indique meridianamente que se está protestando o sintiendo dolor, para que el cachorro se percate de que​ ​lo​ ​que​ ​ha​ ​hecho​ ​ha​ ​causado​ ​un​ ​daño.

Sin embargo, nunca hay que distanciar la mano o tirar de ella, en tanto que esto generalmente hace que los​ ​perros​ ​muerdan​ ​instintivamente​ ​con​ ​más​ ​fuerza​ ​para​ ​no​ ​dejar​ ​que​ ​su​ ​presa​ ​”se​ ​escape”.

Redireccionar al cachorro mediante la utilización de juguetes

Los juguetes son un objeto excelente para que cachorros y perros desahoguen sus impulsos​ ​reprimidos. Los juguetes masticables, por poner un ejemplo, son estupendos para esto, y además se pueden utilizar en el entrenamiento​ ​para​ ​redirigir​ ​la​ ​atención​ ​del​ ​cachorro.

Si tienes dudas sobre cuál sería el mejor juguete para tu cánido, consúltalo con tu veterinario o tienda de animales más próxima.

Recompensar al cachorro con golosinas

Es esencial encomiar y retribuir el buen comportamiento al momento de entrenar al cachorro.​ ​¿De​ ​qué​ ​otra​ ​forma​ ​podría​ ​distinguir​ ​el​ ​buen​ ​comportamiento​ ​del​ ​malo? Por ello, es recomendable utilizar golosinas para perros o bien otras recompensas que estimes recomendables.

Pero, ¡ojo!, recuerda darlo recompensas solo cuando realmente se lo merezca. De no hacerlo así, tu cánido podría confundirse y no saber si lo hace bien o mal.

Cómo hacer que mi cachorro no muerda todo - Recompensar al cachorro con golosinas

Usar productos repelentes

Cuando las recompensas y las golosinas no marchan, a veces se debe recurrir a métodos de entrenamiento​ ​que​ ​desalientan​ ​activamente​ ​al​ ​cachorro​ ​a​ ​que​ ​no​ ​muerda​ ​muebles​ ​y​ ​objetos, como un aerosol para que los perros no muerdan las cosas.

Los sprays de disuasión son productos con un olor o sabor que los perros encuentran realmente desapacibles y que pueden aplicarse a aquellos objetos que al cachorro le encante mordisquear.

El producto debe aplicarse regularmente, hasta el momento en que el cachorro asocie ese objeto con ese olor desapacible​ ​y​ ​deje​ ​de​ ​morderlo.

Cuándo dejan de morder los cachorros

Para responder esta pregunta, es esencial que tengas presente la edad de tu cachorro. A los perros se les comienza a caer los dientes infantiles desde los 4 o 5 meses de vida. Este cambio, a pesar de ser una etapa más en su desarrollo, puede resultarle un tanto molesto, con lo que podría ser uno de los motivos con lo que tu cánido lo muerde todo: para calmar su dolor.

Este proceso, por lo tanto, puede durar entre 7 y 8 meses, hasta el momento en que tu cachorro haya finalizado el cambio de dentadura. Si quieres más información, puedes leer el siguiente artículo sobre Cuándo dejan de morder los cachorros.

¿Has probado estos consejos para acudir a tu cachorro a dejar de morder? ¿Conoces alguna otra​ ​técnica​ ​que​ ​desees​ ​compartir? Si te ha agradado este artículo de Sabioz sobre de qué forma hacer que mi cachorro no muerda todo, posiblemente además te interese este otro sobre Cómo entrenar a un cachorro.

Cómo hacer que mi cachorro no muerda todo - Cuándo dejan de morder los cachorros

Si quieres leer más artículos similares a Cómo hacer que mi cachorro no muerda todo, te invitamos a que entres en nuestra categoría de Mascotas.

Entradas relacionadas:

Deja un comentario