Cómo pegar plástico

Pegar plástico puede convertirse en un auténtico dolor de cabeza, pues debemos tener en cuenta un enorme número de elementos antes de empezar a reparar cualquier objeto de nuestro hogar o bien oficina o antes de empezar cualquier manualidad; el género de objeto que queremos pegar, el pegamento preciso para la ocasión, etc.

Como bien sabrás, en el mercado existen distintos géneros de plásticos y pegamentos que pueden resultarte útiles para reparar objetos o decorar determinados espacios, lo que puede resultar algo desconcertante para muchas personas. A continuación, en Sabioz, te explicamos de qué manera pegar plástico pasito a pasito, de forma veloz y fácil. Elige el pegamento recomendable, conforme sea el caso, y acata las instrucciones con rigor. ¡Comencemos!

Cómo pegar plástico flexible

Lo primero a tener en cuenta antes de pegar cualquier género de plástico es qué pegamento será preciso emplear. Si se trata de plástico flexible, el cemento solvente es una muy buena opción, pues te va a ofrecer los resultados más satisfactorios. Los adhesivos UV (de curado por luz ultravioleta) también son una alternativa, en tanto que sirven para unir plásticos PVC, tanto robustos como flexibles. El adhesivo de cianoacrilato, por su lado, resulta realmente útil, en tanto que es instantáneo.

Para pegar plástico flexible resulta necesario proseguirse los siguientes pasos:

  • Limpia el polvo, la grasa y las impurezas de las superficies que vayas a pegar. Haz esto con una toalla seca.
  • Lee esmeradamente las instrucciones de empleo del pegamento en su envase, pues de esta manera te asegurarás de no cometer fallos al aplicar el producto.
  • Por lo general, lo que debes tener más en cuenta es que vas a deber pegar una cantidad uniforme de pegamento sobre las superficies a unir.
  • Deja secar el pegamento durante cinco minutos.
  • Une las superficies, aplicando presión sobre ellas durante un minuto aproximadamente. Evita aplicar fuerza excesiva, pues el pegamento podría salirse por los lados.
  • Con estas instrucciones podrás pegar plástico flexible sin inconvenientes, fuere como fuere su tipo. A continuación, veamos de qué manera trabajar otros géneros de plástico comunes en casa y en el trabajo.

    Cómo soldar plástico recio

    Al soldar plástico podrás corregir roturas en objetos personales y moblaje familiar, evitando gastos superfluos. Además, este género de plástico es muy habitual en juguetes y en otras manualidades, con lo que podrás proseguirse estos pasos toda vez que desees reparar este género de objetos. Para soldar plástico recio, lo más conveniente es que uses un soldador de aire caliente. Sigue los siguientes pasos para realizar la soldadura con cautela y eficiencia:

  • Asegúrate de contar con plásticos del mismo tipo. Puedes asegurarte del género de plástico con el que tratas conforme las iniciales que aparezcan en la superficie.
  • Consigue una tobera apropiada; puede ser circular o triangular.
  • Precalienta el soldador conforme las especificaciones del fabricante. Por lo general, el proceso acostumbra a durar unos 20 minutos.
  • Lava con agua y jabón las superficies a soldar. Luego, seca con un paño.
  • Lija las superficies a soldar hasta quitar la primera capa de plástico. Esto dejará abrir los poros de la superficie y mejorar el agarre.
  • Fija y puntea las dos superficies a soldar.
  • Introduce la varilla soldadora en la tobera y, seguidamente, desliza a una velocidad moderada la punta del soldador cara las superficies a unir.
  • Deja enfriar la superficie y lima de nuevo para dejarla suave al tacto.
  • Recuerda emplear lentes protectoras y también inclinar el soldador a un ángulo de 45 grados para conseguir resultados inmejorables.
  • Siguiendo estos pasos, tendrás uniones perfectas y perdurables en plásticos robustos. Ahora, veamos de qué manera pegar otros géneros de plástico comunes, como el ABS.

    Cómo pegar plástico ABS

    El plástico ABS (acrilonitrilo butadieno estireno) destaca por su alta resistencia a impactos violentos, por lo como es muy empleado a nivel industrial. Para pegar este género de plásticos, los adhesivos UV y de cianoacrilato son ideales, pues mejoran la durabilidad de adherencia. Sigue los siguientes pasos para realizar el proceso adecuadamente:

  • Limpia bien las superficies antes de unirlas.
  • Lija ligeramente las superficies, generando rugosidad en ellas para optimar la adherencia.
  • Aplica el pegamento sobre las superficies a unir. Recuerda leer, anteriormente, las instrucciones de empleo. Si la superficie es pequeñísima, emplea una aguja
  • Une las piezas con suavidad y evita la capacitación de burbujas de aire, como el derrame de pegamento por los costados.
  • Conserva las piezas firmes y en su lugar. Mientras que determinados adhesivos son instantáneos, otros pueden tardar hasta 24 horas en atestar su acción.
  • Otra alternativa es pegar el plástico ABS empleando acetona pura. Si quieres añadir esta alternativa, sigue los pasos que te mostramos ahora:

  • Consigue un envase de pintura de uñas vacío.
  • Llena la mitad del envase con acetona.
  • Añade pedazos de plástico ABS a la acetona, llenando 3/4 partes del envase.
  • Tapa bien el envase y agítalo fuertemente durante cinco segundos.
  • Deja descansar la mezcla durante dos horas hasta conseguir una composición uniforme.
  • Aplica la mezcla con un pincel sobre las superficies a pegar.
  • Une las dos superficies, ejercitando presión moderada sobre ellas durante un minuto.
  • Si te ha interesado este artículo sobre de qué manera pegar plástico, posiblemente te interese este otro sobre Cómo blanquear el plástico, pues llevar cuidado de tus objetos es esencial para evitar roturas.

    Si quieres leer más artículos similares a Cómo pegar plástico, te invitamos a que entres en nuestra categoría de Manualidades y tiempo libre.

    Deja un comentario