Cremas caseras para quemar grasa

Una vida sedentaria y una dieta alta en grasas y azúcares velozmente puede tener efectos perceptibles en nuestro cuerpo, provocando un aumento de peso y la acumulación de grasa en zonas como la barriga, las piernas o los glúteos. Para solucionar tal situación, nada mejor que comenzar a comer sano reduciendo enormemente las calorías que ingerimos y movernos diariamente haciendo algo de ejercicio. A estos, es posible sumarle también la utilización de ciertas cremas reductoras que aceleren esa pérdida de grasa anatómico que buscamos. Si quieres aprender a hacerlas tú misma y ahorrarte un dinero, presta atención a este artículo de unComo en el que te mostramos de qué manera hacer cremas caseras para quemar grasa.

¿Cómo actúan las cremas quemagrasas?

Las llamadas cremas quemagrasas o reductoras marchan aumentando el flujo de sangre de la zona en la que se aplican, con lo que asisten al organismo a disolver todos esos depósitos de grasa que se han ido amontonando y que le dan una apariencia bastante antiestética y un mayor volumen a ciertas partes del cuerpo. También cuentan con ciertas substancias que al aplicarlas generan una sensación de frío, lo que facilita un mayor drenaje y que los tejidos de la piel se reafirmen.

Si eres muy frecuente en su empleo y acompañas su aplicación con una buena dieta y algo de deporte, conseguirás moldear tu figura y lucir una piel más plana, firme y bonita.

Crema quemagrasa de café

La cafeína no solo es un ingrediente estimulante que puede reactivarnos durante el día, sino también es un enorme aliado para reducir y quitar la grasa que se acumula en zonas específicas del cuerpo, como el abdomen, los muslos o los glúteos. Te vas a preguntar que cuál es el motivo real de este efecto, pues bien has de saber que, al usarla de forma tópica, actúa activando la circulación sanguínea y ataca directamente a los depósitos de grasa consiguiendo que se disuelvan de manera eficaz. Además, al tiempo reduce la celulitis y le aporta una mayor firmeza a la piel.

Ingredientes:

  • 1/2 taza de café molido
  • 1 taza de azúcar blanco
  • 3/4 de taza de aceite de oliva

Preparación: mezcla los tres ingredientes en un recipiente hasta conseguir una pasta consistente y que se pueda untar sobre la piel. Aplica la crema quemagrasa de café sobre la zona a tratar por medio de masajes circulares y suaves, cubre el área con papel de largo y deja actuar durante al menos unos 20 minutos.

Cremas caseras para quemar grasa - Crema quemagrasa de café

Crema quemagrasa de alcanfor y Vicks Vaporub

La siguiente crema para quemar grasa actúa por medio de un efecto frío y de calor a nivel superficial que deja reactivar la circulación de la sangre, reafirmar los tejidos de la dermis y favorecer la disolución de las grasas guardadas. Contiene Vicks Vaporub, ese ungüento mentolado que de forma tradicional se ha usado para mejorar los constipados y los inconvenientes respiratorios, el como deja tensar la piel y evitar que se vuelva fláccida, además de esto de alcanfor que es una sustancia que favorece la sudoración localizada y la eliminación de toxinas.

Ingredientes:

  • 8 cucharadas de Vicks Vaporub
  • 3 cucharadas de alcohol etílico
  • 3 cucharadas de bicarbonato de sodio
  • media pastilla de alcanfor

Preparación: para comenzar, desintegra la pastilla de alcanfor hasta convertirla en polvo fino, añade el Vicks Vaporub, el alcohol y el bicarbonato. Mezcla cuidadosamente todos los ingredientes y guarda la crema lograda en un recipiente con tapa para que puedas conservarla durante múltiples días. Aplica de la misma forma que la precedente, envolviendo la zona con papel largo y deja actuar durante 20 minutos, al menos.

Cremas caseras para quemar grasa - Crema quemagrasa de alcanfor y Vicks Vaporub

Crema quemagrasa de yodo blanco

El yodo blanco o yodo incoloro es un factor que si se incluye en una crema reafirmante puede aumentar mucho los efectos de esta sobre aquellas zonas que queremos adelgazar o reducir medidas. Especialmente, esto es debido a que aumenta el metabolismo energético y quema el exceso de grasa que haya amontonada en la zona. Para realizar la próxima crema quemagrasa vas a deber adquirir yodo blanco para empleo externo, puedes toparlo en farmacias, y proseguirse las instrucciones que detallamos ahora.

Ingredientes:

  • 2 cucharadas de tu crema reafirmante frecuente
  • 1 cucharada de yodo blanco
  • 1 cucharada de aloe

Preparación: mezcla todos los ingredientes hasta conseguir una crema homogénea y consistente. Aplícala sobre la zona deseada, dando masajes circulares firmes y ayúdate de los nudillos para que llegue a absorberse por completo.

Cremas caseras para quemar grasa - Crema quemagrasa de yodo blanco

Crema quemagrasa de aloe, eucalipto y limón

En esta ocasión, te proponemos una crema para quitar grasa que también actúa a través del efecto frío que ofrece el eucalipto, ayudando a alisar la piel y reducir volumen, y que además de esto cuenta con las propiedades regeneradoras del aloe, ideal para reafirmar, fortalecer y combatir inconvenientes en la piel, como las estrías.

Ingredientes:

  • 150 ml de crema hidratante anatómico
  • 1 hoja de aloe o gel de aloe
  • 1/2 taza de eucalipto
  • jugo de 1 limón

Preparación: en un recipiente, mezcla primero la crema hidrante con el gel de aloe. Remueve y, seguidamente, añade el eucalipto y el jugo de limón. Acaba de remover para que todo se integre y ¡listo! Aplica la crema por medio de masajes circulares hasta el momento en que veas que se ha absorbido por completo.

Cremas caseras para quemar grasa - Crema quemagrasa de aloe vera, eucalipto y limón

Trucos para aplicar las cremas quemagrasas

Todas estas cremas caseras puedes aplicártelas en aquellas zonas en las que tengas una mayor cantidad de grasa amontonada, como el abdomen, los muslos, los glúteos, los brazos, etc., y para que dicha aplicación sea sensiblemente más eficaz y puedas conseguir buenos resultados, te invitamos a que tengas presente lo siguiente:

  • Aplica la crema reductora 2 veces al día, tanto por la mañana como de noche.
  • Haz masajes circulares sobre la zona al paso que te la aplicas ejercitando una cierta presión para movilizar los depósitos de grasa que allá se encuentren.
  • Aplícala siempre y en todo momento sobre una piel bien limpia para que la absorción sea total.
  • Para fortalecer el efecto quemagrasas, envuelve la zona con papel largo tras aplicar la crema y prosigue con él puesto durante unos 20 minutos.

Recuerda que la utilización de estas lociones debes complementarlo con el consumo de comestibles bajos en calorías y sanos y una buena rutina de ejercicio, de lo opuesto no será posible perder peso y terminar con esa grasa localizada que tanto te preocupa.

Cremas caseras para quemar grasa - Trucos para aplicar las cremas quemagrasas

Si quieres leer más artículos similares a Cremas caseras para quemar grasa, te invitamos a que entres en nuestra categoría de Peso y también imagen anatómico.

Entradas relacionadas:

Deja un comentario