¿Es malo comer ajo crudo todos los días?

Es mucho lo que se afirma sobre los beneficios de comer ajo, ¿pero qué tanto de ello es cierto? Es verdad que el ajo tiene un contenido nutricional bien interesante, pero además es necesario desmentir muchos de los mitos que, poquito a poco, se han ido estableciendo sobre este comestible.

Por ejemplo, una de las formas más recomendadas de comer ajo es consumirlo crudo en la mañana y en ayunas. Se afirma que hacerlo ayuda a inspeccionar la presión arterial y que previene enfermedades del corazón y el cáncer. No obstante, hay quienes aseveran que, realmente, puede ser contraproducente comerlo todos los días. Por ello, esta vez en Sabioz, vamos a despejar todas las dudas que existen sobre el consumo del ajo y a responder de una vez por siempre y en todo momento la cuestión de si es malo comer ajo crudo todos los días.

¿Es malo comer ajo crudo todos los días? – la contestación

Comer ajo crudo todos los días no es malo siempre y en todo momento y cuando regules su consumo. Ingerir unos 3 dientes de ajo al día puede darte beneficios, pero si abusas de su consumo además será perjudicial. Más de 4 ajos al día se considera excesivo y, como cualquier comestible clasificado como ‘sano’, el ajo es saludable controlando las cantidades que se ingieren.

Por su capacidad de generar alicina, una sustancia antibacteriana y antioxidante, el ajo puede traer muy buenos beneficios al cuerpo. No obstante, mucho de ellos pueden perderse cuando lo cocinamos a una temperatura mayor de 45 ºC. Es por esa razón que muchas personas deciden añadir el ajo crudo a su dieta. Estos son determinados de los beneficios de comer ajo crudo:

  • Ayuda a combatir la inflamación.
  • Refuerza el sistema inmunitario para suprimir virus y bacterias.
  • Tiene propiedades útiles para personas que sufren hipertensión y niveles altos de colesterol.
  • Es ideal para combatir constipados por contar con componentes desinfectantes.
  • Reduce el nivel de glucosa en sangre.
  • Ayuda a retrasar el desarrollo de enfermedades neuronales como el Alzheimer y la demencia.

¿Es malo comer ajo crudo en ayunas?

Como se ha explicado anteriormente, consumir ajo diariamente no es perjudicial si se controlan las cantidades ingeridas. Lo mismo sucede si comes ajo crudo en ayunas. Sin embargo, hay excepciones en las que puede ser contraproducente.

Las personas que sufren de trastornos o dolores de estómago deben regular el consumo de ajo, al paso que que las personas que sufren de trastornos sanguíneos deben consultar al médico antes de añadir grandes cantidades de ajo a su dieta. De más está mentar que las personas alérgicas al ajo no deben consumirlo. Por otro lado, los pacientes que siguen tratamientos contra el VIH deben tener mucho cuidado con el ajo, pues resta el efecto de los fármacos dedicados a combatir esta enfermedad.

Si no es malo consumir ajo en ayunas, ¿al menos es realmente ventajoso? La verdad es que los beneficios de comer ajo crudo en ayunas son un mito: en la práctica, sus propiedades tendrán efecto en cualquier momento del día.

Muchas personas consumen ajo crudo como antídoto casero para mejorar la tensión. Es de máxima relevancia entender que el ajo no es un sustituto de los fármacos para inspeccionar la presión alta. Solo el consumo de ajo en grandes cantidades puede aportar una ligera mejora, pero no supone de ningún modo un tratamiento efectivo contra la hipertensión arterial.

Cómo comer ajo crudo

Si quieres comenzar a consumir ajo crudo, existen formas más y menos eficaces de hacerlo. Por ejemplo, si te tragas un diente de ajo entero, los beneficios se dismuyen. La mejor forma de consumirlo es machacándolo o picándolo y dejándolo descansar unos minutos antes de ingerirlo. La razón tras esto se explica en su potencial para generar la sustancia que mentamos anteriormente: la alicina. La alicina no se encuentra en el ajo en su forma pura, sino es el resultado de una reacción química que se genera cuando picamos el ajo y su interior entra en contacto con la cubierta del gajo. Para saber Cómo machacar ajo de manera fácil, haz clic al enlace y visita nuestro artículo.

Una vez que tengas el ajo listo para ingerir, puedes mezclarlo con aceite de oliva o coco para contrarrestar su fuerte sabor. Y, si no aguantas el sabor del ajo solo, puedes cocinarlo a fuego bajo y disfrutarlo con tus comidas para que sus propiedades no se pierdan por completo.

Ten en cuenta que el consumo de ajo crudo puede generar molestias estomacales en ciertas personas. Si este es tu caso, cambia el ajo por otros comestibles para aumentar las defensas y comestibles ricos en antioxidantes que te ofrezcan muchos de los mismos beneficios que te aporta el ajo. El ajo tiene muchas ventajas, pero no es imprescindible: puede sustituirse sin miedo a que la salud se resienta.

Propiedades del ajo

En el campo puramente nutricional, el ajo aporta cuenta con muchos nutrientes y minerales que nos asisten a sostener la salud de los órganos y sistemas del cuerpo. Estas son ciertas de las propiedades del ajo:

  • Es un excelente regenerador muscular gracias a su contenido en potasio.
  • Cuida la salud del sistema inquieto y mejora la memoria gracias a su riqueza en fósforo.
  • Contribuye al fortalecimiento de los huesos y a la prevención de enfermedades óseas, pues es buena fuente de calcio.
  • Su contenido en magnesio facilita el reposo y mejora el sueño.
  • Mejora las funciones del sistema inmunitario gracias a su aporte de vitamina C.

El ajo pierde alrededor del 90 % de su valor nutricional cuando se cocina a altas temperaturas. Puedes reducir la pérdida cocinándolo a bajísima temperatura o consumiéndolo crudo. En nuestro artículo Cómo comer ajo crudo, te contamos más métodos para aprovechar los beneficios de este bulbo sin sufrir demasiado por su fuerte sabor.

Si quieres leer más artículos similares a ¿Es malo comer ajo crudo todos los días?, te invitamos a que entres en nuestra categoría de Comida y bebida.

Deja un comentario