Faringitis en perros: síntomas y tratamiento

Faringitis en perros: síntomas y tratamiento

Los perros, de la misma forma que los humanos, pueden contraer una faringitis. Se da en mayor frecuencia cuando los tiempos son fríos y son más propensos a padecerla perros ancianos o cachorros. Este inconveniente es bastante común y aunque se considera una afección leve requiere atención y tratamiento veterinario. Esto se debe a una inflamación de la mucosa que cubre la faringe.

Si no estás seguro de que tu can tenga faringitis sigue leyendo pues en el artículo de Sabioz te contamos todo sobre la faringitis en perros, sus síntomas y tratamiento.

Causas de la faringitis en perros

Las posibles causas por las que un can tiene faringitis son variadísimas. Estas son las más frecuentes:

  • La causa más frecuente son las de origen viral debido a la exposición de cambios bruscos de temperatura. La tos de las perreras, por ejemplo, puede derivar en una faringitis.
  • Infecciones del tracto respiratorio.
  • Infecciones bucales, que se pueden generar cuando tu can coge algún palo o bien otro objeto con la boca y acaba haciéndose una herida en tal zona.
  • Enfermedades sistémicas, como el moquillo o el parvovirus.

Dependiendo de la causa que esté produciéndole este inconveniente a tu can puede presentar unos síntomas o bien otros, aunque en la mayoría de casos no habitúan a cambiar mucho.

Faringitis en perros: síntomas y tratamiento - Causas de la faringitis en perros

Síntomas de la faringitis en perros

Los siguientes síntomas son los que generalmente se presenta en los perros que tienen faringitis y están asociados a la inflamación que se genera en esta zona.

  • Estornudos.
  • Tos seca y persistente.
  • Afonía o ladrido afónico.
  • Dolor al tragar que deriva en una falta de hambre.
  • Fiebre.
  • Dificultad para respirar.
  • Enrojecimiento y también inflamación de la garganta, incluso a veces se puede observar una secreción purulenta.
  • Hipersalivación.
  • Náuseas o vómitos.

Todos estos síntomas de la faringitis en perros generan que el animal perjudicado esté apático, sin ganas de jugar y solo deseará dormir.

Tratamiento de la faringitis en perros

Ante cualquier de estos síntomas es necesario acudir a un veterinario cuanto antes para que el inconveniente no se agrave y pueda regentar el mejor tratamiento a tu can para suprimir la causa que está generando este malestar de forma rápida. El veterinario recetará un tratamiento recomendable, el como generalmente se basa en antibiótico, antiinflamatorio y antitusígeno.

Es muy esencial que no mediques a tu mascota por tu cuenta, en tanto que podría ocurrir es que empeoraras su salud en lugar de mejorarla. Deberás proseguirse punto por punto las instrucciones que te indique el veterinario y puedes acudir a tu amigo piloso a recobrarse aplicando compresas calientes sobre su cuello o dándole comida húmeda o blanda y no seca para que al tragar no le duela y pueda comer sin inconveniente. Si prefieres darle pienso es recomendable que lo mezcles con agua templada o caldo de pollo para que se ablande.

Remedios caseros para la faringitis en perros

Existen antídotos caseros para calmar la faringitis en perros, pero hay que tener en cuenta que estos antídotos no sustituyen al tratamiento veterinario, sino lo complementan. Puedes realizar lo que vamos a señalarse ahora al paso que tu can está bajo tratamiento veterinario para que se recupere más veloz todavía.

  • Puedes ofrecerle una cucharadita de miel a tu can para suavizar su garganta. Ten en cuenta que la miel he de ser natural (no llevar aditivos ni estar procesada) y no hay que administrársela a perros menores de un año. No le des mucha cantidad de esta a tu can en tanto que podría generarle malestar estomacal.
  • Seguro que el caldo de pollo le chifla a tu piloso, con lo que puedes ofrecérselo y gracias a las vitaminas que tiene robustecerá su sistema inmunológico, además de esto ayudará a calmar el dolor de garganta de gracias a su punto caliente. Recuerda que siempre y en toda circunstancia debes servírselo temperado y no muy caliente, en tanto que por contra podrías empeorar la inflamación.
  • Quítale su collar y sustitúyelo por un pañuelo que le dé calorcito.
  • Los vahos son idóneos para calmar la inflamación y también irritación de la faringe. Mientras tu can duerme, pon un recipiente de agua caliente cercano a su nariz para que pueda respirar mejor gracias a la inhalación del vapor. También puedes abrir el grifo de la ducha con agua caliente y cerrar a tu can en el baño (fuera de la ducha) para que inhale el vapor.
  • Si sacas a tu can a caminar es recomendable que le pongas un gabán, singularmente si hace frío en la calle para que la faringitis no empeore. Procura que el lugar de reposo de tu amigo esté en un lugar apacible y calentito de la casa, alejado de corrientes de aire.
  • Puedes darle vitamina C, siempre y en toda circunstancia preguntándole al veterinario primero, para estimular su sistema inmunológico.
  • No lo expongas a substancias irritantes como el humo del tabaco en tanto que todavía podría irritase más su garganta y faringe.
  • Que tome mucha agua es esencial también.

Siguiendo todas estas instrucciones y las del veterinario, seguro que tu peludito se sentirá mejor mucho antes de lo que piensas.

Faringitis en perros: síntomas y tratamiento - Remedios caseros para la faringitis en perros

Si quieres leer más artículos similares a Faringitis en perros: síntomas y tratamiento, te invitamos a que entres en nuestra categoría de Mascotas.

Deja un comentario