Remedios caseros para el oídio de las plantas – los más efectivos

Seguramente, si tienes plantas, habrás sentido que en ciertas aparece como un velo o mancha afelpada de color blanco sobre las hojas y tallos, principalmente, de calabacines, pepinos y frutas como el melón o la sandía. También es común en rosales o claveles. Es el oídio, que es una enfermedad que tiene su origen en un hongo del que toma su nombre.

Normalmente, aparece cuando las plantas están en una zona sombría en la que hay mucha humedad, llovizna de forma continuada o está cerca de los sistemas de riego por aspersión. Pero, ¿qué se puede hacer si ya ha hecho su aparición? En Sabioz te vamos dar una serie de antídotos caseros para el oídio de las plantas.

Recortar las plantas para suprimir el oídio

Sin necesidad de emplear ningún género de producto, ni siquiera natural o casero, es posible suprimir el oídio de las plantas. Lo más esencial es que elimines las hojas, tallos, etc., que veas que están perjudicadas. Al suprimir las partes perjudicadas de la planta se evitará que este hongo se extienda por otras partes o bien se extienda a otras.

Aparte, vas a deber facilitar una mayor ventilación de las plantas. Es decir, que es mejor que las apartes entre sí para que tengan más aire. En los casos más extremos, puede ser preciso incluso que las cambies de lugar a una zona menos sombría y en la que haya menos humedad. Por supuesto, vas a deber inspeccionar además el riego para que no tenga exceso de agua y se favorezca la propagación del oídio.

Remedios caseros para el oídio de las plantas - los más efectivos - Recortar las plantas para eliminar el oídio

Remedios caseros para el oídio de las plantas

Cuando el oídio tiene una esencial presencia en las plantas, podemos emplear múltiples productos que nos van a acudir a finalizar con él. Estos son los mejores antídotos caseros para deshacerse del oídio en las plantas:

  • El azufre es un factor que se encuentra en la naturaleza solo o en combinación con otros, tiene un enorme poder fungicida, con lo que ayuda a finalizar con los hongos sin dañar la planta. Pero para esto, hay que llevar cuidado en su aplicación y no excederse en su empleo por el hecho de que, de lo contrario, se acabará con su vida.
  • El sulfato de cobre es otro elemento que acostumbra a emplearse para suprimir hongos en las plantas y otros géneros de enfermedades. Aprende de qué manera utilizar el sulfato de cobre en este otro artículo de Sabioz.
  • El bicarbonato de sodio es otro excelente antifúngico, toda vez que lo emplees mezclado con aceite vegetal. Esta combinación actúa como un pesticida natural, que debes aplicar con un pulverizador para que se extienda bien el producto sobre la planta.
  • La manzanilla además es útil para finalizar con el oídio. En este caso, vas a deber prepararla en infusión. Una vez fría y colada, solo hay que pulverizar las plantas un par de veces al día para finalizar con los hongos. La manzanilla se puede emplear por su lado como procedimiento precautorio para lo que será solo preciso pulverizar una vez al día.
  • El ajo es otro producto que actúa como pesticida natural, muy efectivo contra los hongos. Su empleo es de la misma manera en infusión, debiendo regar todos los días las plantas con esta solución.
  • El agua con leche está especialmente indicada para las plantas de cultivos o cosechas por el hecho de que es un pesticida natural que no daña el producto ni sus propiedades y tampoco tiene consecuencias malas para la salud humana.

Conoce en este otro artículo de Sabioz Cómo hacer un fungicida casero.

Consejos para prevenir la aparición de oídio

Como toda vez que se habla de infecciones o de enfermedades, la prevención es lo mejor que se puede hacer. Y el oídio no es una excepción, pues muchas veces es difícil de suprimir. Y, ¿de qué manera prevenir el oídio en las plantas?

Una de las mejores formas es emplear propóleo, que es una mezcla un tanto resinosa que la consiguen las abejas de las yemas de los árboles. Este producto debes aplicarlo pulverizando sobre las plantas, aunque además tienes la opción de ponerlo en las entradas de aire –si las plantas están en un circuito cerrado-, para evitar que entre suciedad procedente de los conductos de ventilación.

El ozonificador además es de enorme utilidad en el momento de prevenir la aparición del oídio por sus propiedades microbicidas, entre otras. Además, es perfecto de la misma manera para reducir el olor que se genera en las plantas por la presencia de este hongo.

Y, aunque hemos hablado del azufre para tratar el oídio, la verdad es que puedes emplearlo de la misma manera para la prevención. No obstante, usando el azufre debes tener más cuidado por el hecho de que su empleo es más difícil. Y es que hay factores que merman su eficiencia como es el caso de la temperatura. Por ello, si la planta está en una zona en la que la temperatura es inferior a los 18 ºC no tendrá efecto. Tampoco será ventajoso que lo apliques cuando haga mucho calor y el termómetro marque más de 35 ºC. En este último caso, solo conseguirás quemar a la planta.

Desde Sabioz aguardamos que estos antídotos caseros para el oídio de las plantas te sean útiles tanto para tratar a las que tienen este hongo para prevenir su aparición. De todos modos, siempre y en toda circunstancia es recomendable que consultes con un especialista para aplicar el mejor tratamiento a las plantas.

Remedios caseros para el oídio de las plantas - los más efectivos - Consejos para prevenir la aparición de oídio

Si quieres leer más artículos similares a Remedios caseros para el oídio de las plantas – los más efectivos, te invitamos a que entres en nuestra categoría de Jardinería y plantas.

Entradas relacionadas:

Deja un comentario